29 de noviembre de 2010

Las dos caras de la moneda

Con el permiso del pequeño gran Leo Messi, que a pesar de no haber hecho SU gol, jugó como los dioses con dos sublimes pases de gol, el Balón de Oro tiene que ser para este otro fenómeno del fútbol: Xavi Hernández. Será justicia.

El propio Messi lo propuso con una hidalguía que le honra.



Aayyyy como me duele!! (sobre todo el orgullo)



Una duda: ¿qué va a pasar con la selección española, cuyos integrantes (hoy rivales) se mataron a piñas? .


*

3 comentarios:

flaco dijo...

Por lo visto el Barcelona no hay con que darle (a excepción de Racing Club) y los catalanes estan más contentos que "perro con dos colas". Desde aqui los felicito y es muy lindo sentir el orgullo de algo de uno y poder disfrutarlo. Con respecto al seleccionado el dinero rejunta y reamiga a todos.
Amén

. dijo...

Santas palabras flaco. Observaciones acertadas. Amén respetuoso.

José T. dijo...

.