29 de enero de 2012

¿Lo conocen?



Algunos sí, muchos no. Es natural, porque "solo" es un ciudadano anónimo más entre los millones que habitan el suelo español. Entonces ¿cómo presentar esta nota y por qué escribirla?.

En cuanto a lo primero, decidí hacerlo omitiendo su identidad porque no tengo ningún derecho a invadir su vida personal ni a exponerla públicamente a menos que él mismo lo autorice, y sobre lo segundo ¿por qué escribirla?, es sencillamente una de las tantas maneras que puede haber para presentarlo como un modelo de juventud frente a la de tantos otros de su edad que dilapidan lastimosamente sus mejores años con idioteces como emborracharse en reuniones masivas, consumo de drogas y otras lindezas de ese tipo.

Quede claro que como él, seguramente hay muchos más, por suerte, porque de lo contrario, esta sociedad, sumida en una profunda crisis, estaría irremediablemente perdida.

Nuestro protagonista quedó huérfano de padre catalán y madre cántabra en plena adolescencia, esa etapa de la vida en que tan necesario es el entorno familiar que acompañe su crecimiento. A pesar de ello,  no desaprovechó su tiempo, y con trabajo y estudio logró recibirse de médico, profesión que ejerce actualmente.

Muchos saben seguramente cuánto esfuerzo y dedicación se necesita para alcanzar ese título, sobre todo cuando hay que dividir las horas entre trabajo y estudio, que debe intensificarse una vez alcanzado el diploma, para competir en las "oposiciones" que le permitan tener un puesto de trabajo.

No sabemos como distribuye el protagonista su día a día, pero mucho tiempo le tiene que haber dedicado forzosamente a otra faceta de su personalidad: es un notable ejecutante de piano, otra larga carrera con horas y horas de práctica. El contacto con la música clásica es otro punto a su favor.


Y por si le queda algún minuto libre, solo necesita un lápiz y una hoja en blanco para trazar bocetos artísticos que no aparecen por arte de magia. Más abajo tenemos algunas muestras de su talento, rescatadas  de su publicación en facebook, esa especie de Gran Hermano moderno, donde todos convergemos, aunque el uso que le damos difiere según las apetencias personales.

Estos párrafos son apenas un esbozo de nuestro protagonista, un joven que tiene sus ideas políticas y sus críticas sociales. ¿Tendrá también tiempo para leer libros o ver televisión?. Lo que sí es evidente es que eso que no se recupera jamás -el tiempo- no lo desperdicia tontamente. Su rostro tiene rasgos de la madre y del padre, mi hermano.          






 *


7 comentarios:

martagbp dijo...

Ejemplar...!

Guillermo T dijo...

y siempre dando una mano cuando se lo necesitó... sin importar la hora que sea, estuvo ahí para atender una llamada y saber qué hacer mientras pasaste esas hermosas vacaciones en Turquía. Desde aquí, que no sé si lo leerá algún día, mis mas sinceras gracias!

JotaT. dijo...

Sí, lo leyó, y tu comentario me da pie para recordar que a la medianoche, hora de Turquía, llamó por su cuenta para interiorizarse de mi estado y ponerse a disposición. Esas cosas no las olvido, como tampoco la actitud de todos los que contribuyeron para que mis vacaciones en Turquía sean inolvidables.

Ana dijo...

Eso mismo, gracias por orientarnos, por ayudarnos, por habernos hecho sentir más seguros con la opinión profesional y, sobre todo, familiar. Gracias y felicitaciones por tanto esfuerzo, que espero y deseo que te esté dando recompensa.

JotaT. dijo...

Bonitas palabras de Guille y Ana. Si el "protagonista" vuelve por aquí y las lee, seguramente le gustarán.

Anónimo dijo...

Un tiempo despúes de la fecha de estas notas, ya en 2013, me paseaba por aquí para dar a conocer el blog a una amiga. El mismo orgullo y emoción que sentí al ver la publicación de este artículo es el que siento ahora al ver las palabras de agradecimiento. No pude haber hecho menos por mi tío. Al ver el momento de desesperación, desorientación y preocupación de mis primos y tía me sentí impotente de no poder hacer más que dar algun consejo profesional desde aqui. Me alegro mucho de que todo acabara bien y hoy podamos hablar de ello. Familia: Espero que tengáis un buen año lleno de salud y trabajo !! Un abrazo fuerte.!

Anónimo dijo...

Es admirable. Su triste y a la vez bonita historia es un
ejemplo para muchos. Y, por si ésto fuera poco, tiene
la sensibilidad de tocar y sentir la música y de expresar
arte en un papel.
No le conozco personalmente, pero seguro que es
una bellísima persona.
Y además guapo a rabiar.